¿Cuántos niños no han disfrutado las aventuras de Pingu o de Chilly Willy, y más recientemente, las de los pingüinos de Madagascar? Estos dibujos animados, aunque destinados al público infantil, son recordados con cariño y a veces mirados de nuevo. ¿O no?

La televisión ha brindado muchos programas con personajes entrañables, de los que algunos han sido pingüinos. Por lo general, se representa a estos como tiernos animales con características humanas: pueden hablar o vocalizar, cocinar y sentarse a la mesa a comer, dormir sobre una cama, deslizarse en un trineo, vestir ropa, manejar un auto y muchas cosas más.

La televisión ha brindado muchos programas con personajes entrañables, de los que algunos han sido pingüinos.
Pingu es uno de los ejemplos más icónicos de pingüinos en la televisión. Se trata de un programa infantil de 156 episodios realizado en la técnica de stop motion centrado en las aventuras de Pingu, un pequeño pingüino que vive en la Antártida en compañía de sus padres y su hermana. Su casa es un iglú, y ninguno de ellos habla en un idioma humano. Le gusta pasar el tiempo con su mejor amigo, la foca Robby, pero a veces ambos se meten en problemas.

La producción de Pingu duró de 1986 a 2000, pero aún sigue emitiéndose en varios canales. Un dato llamativo es que los iglúes que aparecen en el programa son propios del Ártico y no de la Antártida, ya que estas construcciones son usadas por los inuit y en el continente antártico no existen poblaciones nativas. Pero, si de ideas confusas se habla, puede pasarse a otro famoso programa infantil: Chilly Willy.

El personaje principal es un pícaro pingüinito que vive en Alaska, a pesar de que ahí no existen poblaciones de pingüinos en estado salvaje. El programa fue emitido por primera vez en 1953 y rápidamente se volvió uno de los personajes más queridos de Walter Lantz, también creador de El pájaro loco. Chilly Willy, vestido con gorro y guantes rojos, tiene muchas aventuras en su intento por mantenerse caliente y buscar comida, y a veces, por escapar de un perro llamado Smedley. Curiosamente, Chilly Willy también se encuentra con morsas y osos polares, animales que nunca están en los hábitats naturales de los pingüinos.

Los pingüinos de Madagascar, un programa animado por computadora, muestra las aventuras de un grupo de pingüinos que aparecieron por primera vez en la película Madagascar (2005), pero, dado su éxito, se decidió hacer una serie. Skipper, Kowalsky, Cabo y Rico son muy inteligentes y calculadores, y tratan de mantener el control en el Zoológico de Central Park, una vez que los lémures han llegado al mando del loco rey Julien.

Ahora bien, algunos programas televisivos tienen simpáticas apariciones de pingüinos. En Ositos Cariñositos (Care Bears), por ejemplo, existe un oso llamado Pingüinito Corazoncito Amable (Cozy Heart Penguin) y en Backyardigans (The Backyardigans) uno de los personajes principales es un pingüino llamado Pablo. En Shirokuma Cafe (Shirokuma Kafe), un manga y anime japonés, uno de los clientes habituales del café del oso polar es un pingüino emperador (Aptenodytes forsteri) que suele pedir un café moka. Un ejemplo más es el de Pepe Pingüino, que figura en la serie Octonautas (The octonauts) y cuya tarea es curar las heridas.

PINGÜINOS DE MONITOR
Existen muchos ejemplos de series animadas con estas aves como protagonistas, pero también los hay como personajes de juegos de computadora o compañías informáticas. De los más reconocidos es Tux, la imagen del sistema operativo Linux que aparece en posición sentada y con una prominente barriga. La mascota fue ideada por Linus Torvalds, inspirado en una ocasión en que fue mordisqueado por un pingüino. ¡La inspiración puede tener fuentes extrañas! Tux también ha aparecido en varios videojuegos y juegos educativos en línea.

Y si de juegos en línea se habla, Club Penguin tiene un lugar importante. Está desarrollado por Disney Canada Inc. y se trata de un videojuego multijugador masivo en línea de amplia popularidad entre los niños que tienen acceso a Internet. Cada usuario tiene un avatar, cuya forma es un pingüino, y se accede al registrarse.

Sin duda, estas fascinantes criaturas son más famosas de lo que parecen.

SPR34